El negocio de los libros en la educación dominicana

el negocio de los libros en la educacion dominicana

+INFO - 22 agosto, 2013

PUBLICIDAD

Todos los años se está hablando por parte de las autoridades públicas sobre el regulamiento de los libros de texto para la educación inicial, básica y media en la República Dominicana, pero siempre lo hacen luego de que las clases en los colegios privados y las escuelas públicas ya han iniciado y los padres han logrado adquirir malamente los libros de textos que han sido asignados a los nuevos grados a que han accedido sus hijos.

Sin embargo, tanto las tarifas de los colegios privados, que es un negocio como cualquier otro, y que es entendible que estas empresas, denominadas colegios o escuelas privadas, tienen que tener un grado de rentabilidad, pues de eso viven sus propietarios, igual que vive un ingeniero, un administrador, un contable, y así sucesivamente. Pero esto viene porque el Estado dominicano no ha sabido garantizar una educación adecuada y por tanto los padres con mayores posibilidades o que desean una mejor educación para sus hijos, hacen grandes sacrificios para enviar a estos a colegios privados, donde la educación está más garantizada, ya que no hay huelgas y retrasos en las clases, porque en las escuelas públicas debido al llamado sindicato, estos lo que hacen es interrumpir de manera irresponsable las clases, por cualquier motivo.

En lo que tiene que ver con el negocio de los libros no está necesariamente en el cambio de los libros de texto, es decir, las editoras muchas veces no cambian estos libros hasta pasado unos dos o tres años, por lo costoso que es cambiar esto, ya que tienen que contratar un personal especializado que se encargue de su confección, diagramación y estructuración a nivel educativo, sino que más bien es un negocio entre los colegios, educadores y editoras, que de una manera u otra, así como autoridades públicas encargadas de velar por esto, se confabulan para no cambiar los libros, pero si cambiar las editoras.

PUBLICIDAD

Por ejemplo, en un año determinado los libros de matemática, español, sociales y naturales, que son las materias básicas para el primero de bachiller se le asignan a una editora determinada. Lo que hacen al año siguiente no es hacer nuevos libros, sino que en vez de la editora anterior, se la asignan a otra editora distinta, con lo cual si un padre tenia a uno de sus hijos el año anterior en primero de bachillerato y otro en octavo de básica, el de octavo al pasar a primero de bachiller no podrá utilizar los mismos libros que utilizó su hermano cuando estuvo en dicho curso, por tanto los padres tendrán que salir a comprar nuevos libros y ver en la medida de lo posible como encuentran a otros padres que si utilizarán esos libros y tratar de hacer un cambio u obtener un beneficio mínimo al venderlos como usados a estos o a empresas que se dedican a la compra y venta de libros usados.

¿Cuál es la solución para bajar el costo de los libros escolares?

Por tanto, la regulación que tienen que hacer las autoridades de educación y el Estado en sí, es buscar la manera de que no se realicen estos cambios o que todas las editoras tengan la misma base estructural de los libros de textos, para que sean los padres que elijan de que editora comprar dichos libros, ya que todas tendrán el mismo contenido y podrán ser utilizados sin ningún tipo de exclusión al respecto, de esa forma se crea un mejor mercado de oferta y demanda y los libros por tanto reducirán el costo, mientras no se haga esta modificación, cada año se estará ante el mismo escenario que se ha estado viviendo desde hace mucho tiempo en tema de educación en la República Dominicana.